Preocupante estudio de Contaminación

Feto

Encuentran polución en placentas de madres en gestación.

El Dr. Norrice Liu, pediatra e investigador clínico, y la Dra. Lisa Miyashita, investigadora postdoctoral, ambos miembros del Instituto Queen Mary’s Blizard (Reino Unido). Han descubierto los primeros ejemplos de contaminación del aire que viaja a través de los pulmones de mujeres embarazadas hacia sus placentas, y que potencialmente podría llegar a sus fetos.

Los cientificos hicieron públicos los resultados de un preocupante estudio esta semana, en el Congreso Internacional de la Sociedad Europea de Respiración, en París.

En un estudio de las placentas de mujeres embarazadas de Reino Unido encontraron que material particulado, o partículas de polución, habían llegado a sus placentas.

Los estudios indican los vínculos entre la exposición de las madres embarazadas, la contaminación del aire y el nacimiento prematuro, con factores como bajo peso al nacer, mortalidad infantil y problemas respiratorios infantiles. Sin embargo, de acuerdo con CNN, los científicos creen que esta es la primera evidencia de contaminación del aire que viaja desde las vías respiratorias hacia las placentas, y que potencialmente llegan a los fetos.

La doctora Miyashita dijo: “Hace tiempo que sabemos que la contaminación del aire afecta el desarrollo del feto y puede seguir afectando a los bebés después del nacimiento y durante toda su vida. Estábamos interesados ​​en ver si estos efectos podrían deberse a partículas de contaminación que se mueven desde los pulmones de la madre a la placenta. Hasta ahora, ha habido muy poca evidencia de que las partículas inhaladas entren en la sangre del pulmón”.

Las mujeres examinadas no fumaban, no tuvieron complicaciones en su embarazo y parieron bebés sanos. “Todas las mujeres dieron permiso a los investigadores para estudiar sus placentas después del parto”, aclara el hospital Queen Mary.

El equipo estaba interesado en células particulares llamadas macrófagos placentarios. Los macrófagos existen en muchas partes diferentes en el cuerpo. Son parte del sistema inmune del cuerpo y funcionan al envolver partículas dañinas, como bacterias y partículas contaminantes. En la placenta también ayudan a proteger al feto.

El estudio en un total de 3.500 células de macrófago placentario  con un microscopio de alta potencia encontro 60 células que, entre ellas, contenían 72 pequeñas áreas negras que los investigadores creen que eran partículas de carbono y usando un microscopio electrónico nuevamente encontraron material que creen que estaba compuesto de diminutas partículas de carbono.

Nuestros resultados proporcionan la primera evidencia de que las partículas de contaminación inhalada pueden pasar de los pulmones a la circulación y luego a la placenta. No sabemos si las partículas que encontramos también podrían pasar al feto, pero nuestra evidencia sugiere que esto es realmente posible. También sabemos que las partículas no necesitan entrar en el cuerpo del bebé para tener un efecto adverso… si tienen un efecto sobre la placenta, esto tendrá un impacto directo sobre el feto”, dijo el doctor Liu en un comunicado.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s